MARZO: ENCUENTROS MUY PELIGROSOS PARA EL PATRIARCADO

Escrito el 4 de abril del 2021, por Nadia Chilito.

Marzo, el mes de conmemoración y reivindicación de los derechos de las mujeres alrededor de todo el planeta, permitió la inspiración para convocar a mujeres lideresas, campesinas, indígenas, con diversidad funcional, trans, migrantes, eco ambientalistas, animalistas, guardianas de la tierra,  sanaoras y matronas habitantes del Municipio de Cundinamarca Colombia, a hacer parte del encuentro de Zorroridades Ingobernables, que tuvo lugar en la sede de Mujeres Al Borde: Colibrí la casa del Amor Propio, como forma evidenciar, visibilizar, empoderar, identificar y continuar hilando un tejido social que hace vario tiempo ha dado sus puntadas hacia la búsqueda de una sociedad más equitativa e incluyente.

Este llamado convocó a diversidad de mujeres al encuentro, al re – conocimiento de los poderes colectivos y ancestrales, al intercambio de la magia popular, al reconocimiento de nuestros territorios, identificando problemáticas, el estado socio – emocional por el que atraviesan las participantes al evento y las redes sociales de apoyo con las que se cuenta para enfrentarlas.

A nuestro llamado asistieron mujeres del barrio San Cristóbal Sur en Bogotá, de Soacha, Madrid, Facatativá, La mesa casco urbano y vereda La Esperanza, Girardot y Cachipay, contando con representación territorial de diferentes lugares, que nos permitió identificar las redes sororas con las que se cuenta, así como las principales carencias y problemáticas que aquejan a nuestra comunidad LGBTIQ en estos contextos.

Haciendo uso de diferentes metodologías Al Borde, basadas en los principios de la educación popular y el diálogo de saberes, como forma de construcción social del saber, se logró identificar la problemática en común denominada por todas las participantes como permanente y persistente, que las afecta directamente en sus territorios, ésta es la violencia de género (expresada en machismo rural, acciones misóginas y violencia patriarcal) y la falta de atención de parte del Estado, con todo lo que ello conlleva para el detrimento de la calidad de vida de las personas que se ven enfrentadas a éstas problemáticas.

Además de lo anterior, el COVID también ocupó un lugar protagonista a la hora de analizar las principales problemáticas y dificultades atravesadas en los territorios, ya que, expresan las participantes,  con la pandemia, se agudizó la violencia intrafamiliar así como las desigualdades sociales y la dificultad de acceso a recursos, también se complejizaron  los procesos de atención psicosocial que antes eran presenciales y brindaban contención y un espacio seguro para la catarsis, ahora al pasar al plano de la virtualidad, quedan desdibujados los espacios privados y seguros para hablar.

Por su parte, nuestro cuerpo como primer territorio, se vió principalmente impactado por las nuevas realidades con ocasión a la pandemia

Finalmente, otra de las problemáticas comunes identificadas por las participantes en un ejercicio de mapeo social realizado, está relacionada con ausencia de ofertas y espacios para el intercambio y expresión culturales, así como la falta de identidad cultural y otra vez,  la ausencia Estatal en estos territorios para garantizar el derecho a la vida cultural. 

Como actores implicados, se encuentra el protagonismo del Estado ausente, las Comunidades resistiendo como pueden, luchadores y luchadoras sociales, les jóvenes y cada una de las habitantes en esos territorios como transformadoras de sus propias realidades. 

Mapeo social 27/03/2021

Tenemos mucha tela donde hilar los tejidos que se vienen construyendo y manteniendo en los diferentes territorios, y que al interconectarse con otras redes soróras,  pueden amplificar su margen de impacto e incidencia política en la construcción de comunidades y colectivos conformados desde la base social, que velan por el verídico ejercicio de los derechos sociales, culturales y colectivos, combatiendo el patriarcado, cuidándonos entre nosotres, escribiendo nuestra historia y haciendo de nuestro deseo una verdadera revolución. 

Quedamos antojades de continuar con este hermoso proceso de engranaje colectivo, desafiados por las ricas posibilidades existentes en el recurso humano y amoroso, de personas comprometidas con el mejoramiento de la calidad de vida del sector LGBTIQ no sólo en las principales ciudades del país, sino en general, a lo largo del territorio colombiano. Quedan entonces en continuará para próximos encuentros, todo un derrotero de posibilidades y soluciones surgidas desde las iniciativas de las propias mujeres que viven y transforman cada día su entorno y sus posibilidades, échele cabeza a las propuestas que ya están sobre la mesa, y si falta alguna con la que usted también se pueda sumar, anímese, venga tómese un tintico con nosotres, hablemos y materialicemos nuestros sueños.

Nos Apoyan

EN PT ES